ALGUNAS RECOMENDACINES PARA LA PREVENCIÓN DE LA DISLEXIA:

 

Cuando hablamos de dislexia nos referimos a un trastorno específico del aprendizaje, por lo que los síntomas de dicho trastorno pueden ir cambiando a medida que el niño o niña crecen o evolucionan. Ya desde la etapa de infantil, que es aquella en la que empieza a desarrollarse la iniciación a la lectoescritura, podemos apreciar ciertos indicios o detalles que pueden hacernos sospechas que un alumno es disléxico. Entre los 5 años y los 12, los síntomas son más evidentes o, al menos, más conocidos para nosotros. A partir de los 12 años se hacen ya muy evidentes las alteraciones en el aprendizaje y la lecto-escritura.

A continuación os damos algunas orientaciones que podemos seguir para trabajar con estos niños tanto en la escuela como en casa, con el fin de poder ayudarlos en el proceso de aprendizaje de la lectoescrituras. Tenemos que tener en cuenta que los niños pequeños tienen una muy pequeña conciencia de los sonidos del lenguaje. Oyen una secuencia continua de sonidos, pero no son conscientes de que estos se pueden dividir en palabras y estas palabras en sílabas, y mucho menos que las sílabas pueden estar formadas por uno o varios sonidos. Esta habilidad, llamada “conciencia fonológica”, se puede desarrollar mediante ejercicios. Estos ejercicios suelen ser muy abstractos porque se basan en estímulos que el niño puede no puede ver ni manipular, por lo que deben realizarse siempre a modo de juego y a ser posible apoyándonos en material didáctico como láminas, fotografías, dibujos, etc.

Algunas actividades que podemos hacer con nuestros hijos para desarrollar conciencia fonológica serían:

  • Elegir una letra del alfabeto, por ejemplo que esté comprendida en el nombre del niño, y durante todo el día, buscar objetos que empiecen por esa palabra.
  • Buscar rimas con el nombre del niño.
  • Hacer sonidos de una letra y pedirle al niño que intente encontrar esa letra en un libro o en una revista.
  • Utilizar juegos tradicionales, como el veo-veo, las palabras encadenadas…
  • Hacerle que memoricen el nombre de alguna calle por la que pasan y luego pedirle que nos lleven a esa calle..

Otros aspectos importantes para prevenir la aparición de problemas relacionados con el aprendizaje son el trabajar aspectos como la atención, la memoria, el vocabulario. El niño debe estar abierto  a experiencias variadas y sobre todo debe contar con la mediación de un adulto que le ayude a madurar estos aspectos.