¿QUÉ ES LA DISFORIA DE GÉNERO?

¿QUÉ ES LA DISFORIA DE GENERO?

 

 

Cuando hablamos de disforia de género nos referimos a un conflicto entre el sexo físico de una persona y el sexo con el que éste se identifica. Todos nosotros, durante nuestro desarrollo vamos construyendo una identidad sexual en la cual manifestamos nuestra preferencia sexual, (sentidos atraídos por hombres o por mujeres) y nuestra identificación de género (identificarnos como un hombre o una mujer). Una persona que físicamente es un varón puede realmente sentirse identificado como una mujer, de sexo mujer y sentirse atraído por un varón. En este caso, la persona está incómoda con el sexo con el que nació.

Los síntomas pueden variar con las edades y son condicionados de alguna forma por el ambiente social y cultural de la persona.

En los niños pueden sentir desagrado por sus propios genitales, ser rechazados por sus compañeros y sentirse aislados, etc. También pueden creer que ellos crecerán y llegarán a ser el sexo opuesto de forma natural o decir que expresamente que desean pertenecer a su sexo opuesto.

Hay que tener en cuenta que este problema se ve profundamente agravado cuando existe un condicionamiento sociocultural en su entorno que obliga a ocultar este proceso de construcción de la identidad sexual de un individuo. Por tanto la terapia de tratamiento ha de ser siempre individual, familiar y social ( es decir, intervención en su entorno)con el fin de crear un ambiente de apoyo y procurar que se produzca una total libertad en la elección de su identidad sexual y el desarrollo de su preferencia sexual.

Aunque el cambio de sexo mediante la cirugía y la hormonoterapia son una opción, conviene tener en cuenta que los problemas de identidad pueden continuar después de este tratamiento, hecho éste que obliga a realizar un seguimiento individual y social durante todo el desarrollo de la personalidad.